ConsejoBiblico.com

Un Consejo Bíblico

8101 - 30 de Abril, 2018

8101  30 de Abril, 2018  (5492)

Una de mis citas bíblicas favoritas se encuentra en "Las Lamentaciones de Jeremías", capítulo 3: versos 22 y 23.  Allí leemos. :   "Por la misericordia de Jehová no hemos sido consumidos, porque nunca decayeron sus misericordias.  Nuevas son cada mañana.  ¡Grande es tu fidelidad!"

A un joven doctor que tuvo que servir a su patria en una trágica guerra, le preguntaron:  "¿Qué podría hacer usted contra la guerra, el hambre y la oscuridad?"  A lo que él respondió:  "Cuando estoy rodeado por la oscuridad, no maldigo la oscuridad, simplemente enciendo mi vela."   Jeremías sabía que el pueblo de Israel merecía el castigo que recibieron, pero no se quedó paralizado, mirando con angustia al castigo que recibía su pueblo.  Su corazón ardía de pasión y compasión.  Aunque la escena ante él era oscura y lúgubre, Jeremías se dio cuenta que Dios prometía serle fiel.   Dios puede ser confiado, aun cuando todo pueda parecer desolación para aquellos que se han vuelto a Dios de todo corazón.  Los creyentes, necesitamos levantar en alto la luz de que la gracia de Dios es todo suficiente.       El creyente en Cristo, que tuviere la responsabilidad de ser un líder o pastor, si va a ser fiel y productivo, tiene que identificarse con el pueblo de Dios y sus necesidades; y entonces de aplicarles las promesas de Dios.  Este líder debe sentir las mismas angustias y goces que siente su pueblo, y debido a su confianza en la fidelidad de Dios, debe seguir obrando con amor hasta que ya no tenga fuerzas para seguir.  Jesucristo honrará y usará ese siervo fiel para ser de ayuda real a Su pueblo, como también traerle honra y gloria a Dios.

 

 

 

Thank you for visiting Un Consejo Biblico - Come back again soon.